miércoles, 3 de marzo de 2010

CURIOSIDADES DE UN NEGOCIO CUALQUIERA... UN DÍA CUALQUIERA DE 1987... ALEJADOS DE LA BLACKBERRY Y LA PDA.


Hotel Villa Jimena: Un edificio singular para la arquitectura de Burgos ubicado en el paseo de los Pisones, que para muchos (entre los que me encuentro), parece sacado de la memorable Psicosis del maestro Hitchcock y donde al poner en marcha la imaginación y sugestión de cada uno, puede que aparecezca Norman Bates en cualquier momento después de dar cumplida cuenta en alguna de sus habitaciones de la secretaria Marion Crane.


En el año 1987 alguno de sus gestores en aquel momento, llevaba la cotidianidad del negocio con una agenda dietario en papel muy alejada de las modernas y digitales actuales que permiten memorizar hasta el último detalle del día a día. Conozcamos algunas curiosidades de aquel formidable tiempo.


Aquellos años 86, 87, y 88 se presentaban así... ¿En qué cayó tu cumpleaños?

Para que nada se olvidara, y por supuesto a máquina de escribir, se guardaba en las tapas las tarifas del hotel en pesetas, el teléfono del mismo sin 947, la comisión a cobrar a las agencias y el % de IVA a incrementar del total. Este impuesto se había reformado, casi como es en la forma actual, solo un año antes partiendo del antiguo Impuesto al Valor Agregado.



Ya entre las notas simples del día a día y en concreto un Sábado 3 de Febrero; Nombres de bancos que ya no existen, y los sueldos también en pesetas de la época para el personal* de hostelería del Villa Jimena, que es de suponer, no estarían muy alejados de los de cualquier hotel burgalés del momento.
*En rojo tachado los nombres propios.
*Si no lo ves bien clickea sobre la propia imagen.


Una curiosidad deportiva. Por aquel entonces el Real Burgos había cogido el testigo del desaparecido Burgos C.F. El equipo debía estar por 2ºB, y por lo que se ve esa semana, u otra, el Hotel recibía la visita como huéspedes del Alcoyano C.F


En definitiva, y más ahora que los bytes, los programas informáticos, las agendas electrónicas y los móviles nos facilitan la gestión de cualquier aspecto que tenga que ver con datos, operaciones, fechas, nombres, alarmas... ver el transcurrir diario del Hotel Villajimena con su tinta de boli impresa después de tantos años, y sus páginas que suman una a una las preocupaciones, los quehaceres (es curioso que todos los días compraban langostinos), las gestiones y desvelos por un negocio que fue...; Es como ver de alguna forma la plasmación de otro tiempo en el que los Microsoft Office y los Outlook Express se sustituían por la intuición y los ejercicios nemotécnicos de un gestor anónimo...

De alguien que dejó para siempre escrita la vida diaria de un pequeño Hotel en el Burgos de 1987, para que todos nosotros podamos ahora desgranarla y recordarla... como ochenteros orgullosos que somos...



12 comentarios:

David dijo...

Ya no podemos vivir sin la tecnología. Pero seguro que en 1987 no te ponían como excusa que: 'Su reserva no ha quedado registrada por un fallo en el sistema'.

BIPOLAR dijo...

Y tanto que se da un aire al hotel de Psicosis. Ñiqui, ñiqui, ñiqui

Los langostinos y la cigala acompañaban casi todas las fotos de celebración... En fin no quiero decir más nada :D :D

Marcos City dijo...

Alguien tiene datos sobre la construcción y propietarios primeros de este edificio, que en efecto parece albergar oscuros misterios en su interior de Psicosis???.

Anónimo dijo...

Difiero no es un negocio cualquiera... Es un hotel que nunca ha funcionado porque Norman anda sin descanso por sus habitaciones... Algunos lo han visto comprando en la calle Madrid... FELICIDADES POR EL BLOG

KOKYCID dijo...

Que tiempos... a las Agencias de Viajes (aunque lo escribiesen con "j") todavía les daban comisión, los dietarios servian de algo y yo tenia dieciseis...¡ay!

balint dijo...

La única vez que he estado en este hotel sería con 7 u 8 años, porque exponían unos dibujos que habíamos hecho, y luego te sentaban en una mesa con un señor de corbata, que comía la cabeza a tus padres que tenían un hijo que era un futuro Picasso (con lo mal que dibujo yo), y que sería muy conveniente comprar a su hijo unos tomos de un curso de pintura, y que además regalaban un estupenda enciclopedia imprescindible si querían que su hijo sacara buenas notas.

noventera dijo...

Me asombras cada día más, Blogochenta....de dónde habrá sacado este hombre la agenda del Hotel??
Felicidades por la labor de investigación..y si, te debo una entrada...me pongo con ello!

Anónimo dijo...

Qué bueno¡¡¡¡

Anónimo dijo...

Buenos días, BLOGOCHENTABURGOS:

¿Podéis creer que no había visto nunca ese edificio?. Cuando vaya a Burgos, me pasaré por el lugar. Cierto que parece que vaya a aparecer Norman Bates.
En la colección de programas de mano de cine de mi padre, tengo el correspondiente al estreno en Burgos -en el Cine Cordón- de la película Psicosis, en 1961.

Saludos. Gelu

Ayla dijo...

Felicidades blogchenta, hoy tú trabajo de investigación es de matrícula de honor, me encanta la agenda, a veces creo que no hemos evolucionado tanto, complicamos las cosas para llegar a lo mismo.

No soy Job dijo...

Mi madre trabajó alli como hace mil años...

Siempre cuenta que en aquella época tuvieron alojado unos dias a Miguel Bosé (cuando empezaba) y que se alimentaba a base de tilas y otras infusiones.

También recuerdo que tenian una perra caniche muy consentida, que solo comia tortillas de jamon de york y meaba como los machos.

Aunque ahora que lo pienso, todo esto fue hace tanto tiempo, que igual fué antes de los '80 :)

Noventera dijo...

jajajaj...Me encanta la historia de Bosé sobreviviendo a manzanillas y su perrita poniéndose morada a jamón york...el mundo al revés!